sábado, 20 de agosto de 2016

BIODESCODIFICACIÓN DEL SÍNTOMA Y CONSTELACIONES FAMILIARES

ANALIZANDO UN SÍNTOMA CON EL TRANSGENERACIONAL Y LAS CONSTELACIONES FAMILIARES

El análisis del árbol genealógico
Cuando la clienta me mostró su árbol genealógico, impactaban ver la cantidad de dobles, herederos universales, fantasmas e incestos simbólicos.
Toda la información que se traía, ya había sido conscienciada, desmenuzada y tratada con las técnicas de las que se utilizan en las terapias transgeneracionales.
Los resultados no se hicieron esperar, mejoras a nivel de salud, algunas de ellas espectaculares.
Pero aún quedaban aspectos que no se solucionaban, por lo que recurrimos a la Constelación Familiar del síntoma, que en este caso en particular, se trataba de terror nocturno en una niña de 5 años.

Constelación Familiar para tratar un síntoma
Cuando tratamos síntomas o enfermedades, la cantidad de representantes que van a intervenir en la constelación es mayor que en otros casos.
Según la teoría sistémica, la enfermedad representa una expiación de una culpa.
El acto culpógeno puede haber sido realizado por la propia persona en la vida presente, en una vida pasada o por un ancestro.
De esta manera, la culpa nos vincula a un antepasado que puede haber sido excluido y al que hay que volver a dignificar o nos habla de un ancestro que cometió algo tan grave cuyas consecuencias debemos reconocer, honrar y dejar en quien corresponda.
Al realizar la constelación, podremos observar hacia dónde se dirigen las fuerzas de las miradas y en qué lugar se manifiesta el conflicto.
Toda enfermedad o síntoma tiene un mensaje para dar, que al ser comprendido hace que pierda su sentido por lo tanto, comienza a decaer su energía y va desapareciendo.
Por lo tanto, cuando constelamos enfermedades y síntomas, tendremos que seleccionar a los siguientes representantes:
1. Los padres
2. El cliente
3. El síntoma
4. El mensaje del síntoma
5. La vida pasada
6. La culpa


Constelando: "El terror nocturno de mi hija de 5 años"

Colocamos a los padres e inmediatamente se separan uno del otro.
La niña se aleja de ambos y, asustada, se sienta en el suelo con la cabeza escondida entre sus brazos.
No quiere mirar ni escuchar a nadie.
La vida pasada se aleja.
El ancestro se acerca y busca al padre de la niña.
El mensaje de la enfermedad mira a los padres. Ellos no lo miran.
La niña está enfadada con su madre. Siente que ella no la protege.
Frente a su padre, tiene terror.
Colocamos un representante para alguien que pueda ayudar a la niña y resulta ser una hermana del padre. Ella también tiene terror.
Ante esta imagen, la clienta explica un hecho ocurrido en la adolescencia del padre de la niña.
Había cometido incesto con la hermana.
Cuando se pone en palabras este hecho, el ancestro se acerca más al padre. Su mirada exige que el padre tome consciencia y que vea el daño que cometió.
La madre se acerca a la hija pero ésta sigue enfadada.
El padre, asume su culpa y se siente responsable.
El mensaje de la enfermedad se siente mejor.
La hermana del padre, descubre otro secreto al decirle a su hermano: "No lo vuelvas a hacer con la niña".

Frases sanadoras y rituales
En el "MANUAL PRÁCTICO DE CONSTELACIONES FAMILIARES", explico qué frases sanadoras y rituales realizar ante cada uno de los casos más comunes que encontramos al constelar.


Conclusión

La aplicación de las Constelaciones Familiares puede ser la una herramienta muy útil para tener en cuenta en la biodescoficación de un síntoma.
Nos ayuda a poner a la luz secretos bien guardados que, pese a estar escondidos a la mirada de la consciencia, siguen haciéndose ver a través de los mensajes de la enfermedad.

Próximos Cursos de Autoconstelaciones y Constelaciones Familiares individuales
ARGENTINA
BILBAO
BARCELONA

No hay comentarios:

Publicar un comentario